Pintura de Tigua

0 opiniones

La ausencia de grafías escritas en la legua quichua, así como aquellas lenguas y dialectos prehispánicos, ha incidido en un "silencio" desde los pueblos indígenas respecto a su autovisión de entornos históricos complejos y usualmente desfavorable.

Un silencio que ha ocultado su propio proyecto identitario, en beneficio de otros proyectos culturales foráneos. Sin embargo, una forma de representación que puede hacer posible la mentalidad nativa, se presenta a través de la ilustración pictórica.

Esta tarea de comunicar a sus iguales tanto lo cotidiano, como lo ritual y los sucesos considerados como fundamentales en su vida material y espiritual, es posible gracias a los campesinos de la comunidad de Tigua, localizada sobre el lomo de la cordillera y cercana a la agreste topografía de Zumbahua.

Los indígenas de la región aprendieron a plasmar, con pinturas acrílicas en el cuero de las ovejas, sus vivencias, leyendas y sueños. Se las conoce como pinturas de Tigua y son un recuerdo perfecto del viaje Tigua población entre Pujilí y Zumbahua donde las máscaras de madera y pinturas hechas en cuero de borrego son un gran atractivo para el turista.

Son cuna de los artistas indígenas, quienes descubren en sus cuadros la vida del campo y las costumbres de las comunidades donde ellos producen; es el vivo retrato de su mundo encajado en los pintorescos valles y paramos de los Andes.

Ubicación

Esta comunidad está ubicada a 4 kilómetros de la población de Zumbahua.

Lo más destacado de Pintura de Tigua

• Las pinturas de Tigua representan la cotidianidad visible en los Andes Ecuatorianos. El frío páramo y las nubes cargadas de lluvia, toman inmediatamente tonos de rico color, cuando los delicados pinceles de hombres, mujeres y niños llenan los lienzos, es decir los cueros planos ya "curados" por limpieza previa.

Los pintores campesinos trabajan sobre cuero de oveja, que a más de brindar alimento y abrigo, concede la superficie plana necesaria para crear con colores de esmalte, hermosas obras que trasmiten la ingenuidad plástica de los Andes Septentrionales.

El inicio de la pintura en Tigua se debe a Julio Toaquiza quién, utilizó tambores de madera para sus pinturas, Julio explica su decisión de convertirse en pintor a partir de un sueño y un encuentro con un anciano Shaman. Los pinceles son de plumas de gallina; el material es anilina, para tinturar los ponchos de los hombres de la sierra.

Tres Reyes: La ritualidad está presente en forma de "Danzantes", en las fiestas campesinas tradicionales, como aquella de los Tres Reyes en diciembre. 

El privilegio de los pueblos andinos prehispánicos fue la lengua como instrumento de comunicación y mecanismo de transmisión de conocimientos, mito e historia.

Datos Importantes

La ausencia de grafías escritas en la legua quichua, así como aquellas lenguas y dialectos prehispánicos.

Actividades que puedes realizar

Comprar souvenirs | Fotografía

¿Cómo llegar?

"

Videos sobre Pintura de Tigua

¿Conoces este lugar?

Ayuda a otros viajeros a descubrir y difrutar con tu experiencia

Destinos cercanos

Anterior Siguiente

Tours con salidas confirmadas

Anterior Siguiente

Tours seleccionados


0,0

0 opiniones

Información in situ

Infraestructura

Limpieza

Seguridad

¡Suscríbete para recibir noticias sobre turismo y ofertas exclusivas!